Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2011

Canción de navidad sangrienta

Imagen
Era domingo y amanecí tarde. A lo lejos la ciudad se contemplaba nevada, y los árboles que se erguían como inmensos rascacielos parecían burlarse de mi encierro. Asomada en la ventana, el horizonte caía sobre mí, gris y desolado. Tenía siete añoscuando sentí por primera vez la necesidad de matar: matar a sangre fría. El aislamiento en ese claustro, habitado por extraños, era indescriptible. Y cuando digo claustro me refiero al geriátrico donde me crié, rodeada de ancianos mitad locos mitad mutantes; mitad zombis mitad perversos. Así transcurrían las horas todas idénticas, aferrada a las agujas filosas del reloj. El salón se veía humildemente ornamentado para la navidad, y ellos deambulaban por los pasillos como muertos en vida en busca de algo inencontrable. La noche anterior mi espalda crujió mientras dormía y un calor sofocante quemó por mi carne desnuda. El espasmo duró unas horas y al cabo de untiempo desapareció como había llegado: sin avisar. Y sin permiso, mezclándome entre la …